Artículos Recomendados

Escuela Territorial de barrios al borde de río: pensar y hacer ciudad

En los meses de mayo, junio y julio del 2022 se desarrolló la “Escuela territorial de barrios de borde de río”, una propuesta formativa cuyo propósito se situó en abordar de forma crítica los proyectos urbanísticos planificados en la parte norte del Río Medellín y con ello las afectaciones que traerá a las comunidades asentadas al borde de este afluente.

La escuela fue liderada en alianza entre la Corporación Mi Comuna, la Corporación Cultural Nuestra Gente y la Corporación Con-Vivamos con el apoyo de colectivos e instituciones de la ciudad como lo fueron Caos Disfuncional y el grupo Kavilando de la Universidad de San Buenaventura.

Planteada bajo una metodología de educación popular, la escuela se desarrolló en tres momentos que buscaron informar, generar conocimiento conjuntamente entre participantes y brindar herramientas para la construcción social y defensa del territorio.

El primer momento se centró en sensibilizar sobre la relación del cuerpo y el territorio; el segundo estuvo atravesado por la crítica al modelo de ciudad y el ordenamiento territorial y su relación con los barrios populares; por último, se reflexionó la memoria territorial de los barrios asentados en el borde del río y conocer la política pública de protección a moradores como herramienta para la defensa del territorio frente a las obras urbanísticas proyectadas en esta parte de Medellín y que según información publicada en algunos medios locales darán inicio en el primer trimestre del 2023.

En la zona norte del río se encuentran proyectados por lo menos cuatro intervenciones urbanísticas y de movilidad de carácter municipal como la ampliación de la carrera Carabobo y la construcción de parques del río; a nivel regional el tren de cercanías y la vía regional oriental norte.

En esta zona de influencia se encuentran asentadas numerosas familias, para el caso de la Comuna 2 el barrio Sinaí, un lugar que ha sido poblado de manera paulatina desde los años 50, con mayor intensidad en la década de los 90 y 2000, compuesto por comunidades principalmente desplazadas por el conflicto armado interno en otros municipios de Antioquia, así como lo muestra la investigación Intangibles comunitarios, realizada por Erica Muriel, Juan Pablo Ramos y Alessio Batti en 2017. 

En esta misma línea, otro elemento que permite visualizar la citada investigación es que en este lugar hay procesos, historias, memorias y tiempo invertido en la construcción social del territorio que en pocas ocasiones son tenidos en cuenta, es decir, este espacio no está desprovisto de vida social y cultural, lo que pocas veces es valorado para  la planeación territorial de la ciudad. 

La escuela pone en evidencia que los proyectos urbanísticos definidos para esta zona generan preguntas, aún sin respuesta, por las garantías para la población asentada al borde del río, las soluciones de vivienda para las familias, el Mejoramiento Integral de los Barrios de influencia y en últimas refieren al derecho a la ciudad para quienes habitamos este valle. 

Conoce la cartografía construida en la Escula de Barrios de Borde de Río.

Por Redacción Periódico Mi Comuna 2

Verifique también

Impactos en la vida de las niñas, niños y jóvenes que trabajan

«El trabajo infantil perpetúa la pobreza, dejando a los niños y niñas en altísimo riesgo …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para que estemos más cerca
¡suscríbete!
Actualizaremos nuestra información en tú correo electrónico y WhatsApp
Para que estemos más cerca
¡suscríbete!
Actualizaremos nuestra información en tú correo electrónico y WhatsApp
Este sitio utiliza cookies. Al continuar utilizando esta web, aceptas su uso. Para obtener más información, incluido cómo controlar las cookies, consulta aquí:
Este sitio utiliza cookies. Al continuar utilizando esta web, aceptas su uso. Para obtener más información, incluido cómo controlar las cookies, consulta aquí: